Riesgos para la privacidad en Internet

(Especialmente para los menores)

Casi uno de cada cinco adolescentes que usan un smartphone comparte su localización con otras personas

Adolescente utilizando teléfono móvil (ilustración)

El Pew Internet Research Center acaba de publicar un estudio (2011 Teens and Digital Citizenship Survey) acerca del uso de los smartphones y el envío de SMS por los adolescentes estadounidenses que revela datos interesantes, que resumimos a continuación:

  • El 75% de los adolescentes usa los SMS, una tendencia en auge mientas que las llamadas de voz (tanto por fijo como por celular) disminuyen. Se constituye como su principal vía de comunicación diaria (63% de los adolescentes), frente a otras como socialización cara-a-cara fuera del colegio (35%), redes sociales (29%), mensajería instantánea (22%), hablar por teléfono fijo (19%) y el correo electrónico (6%).
  • Un 23% de los adolescentes entrevistados, entre 12 y 17 años, dicen tener un smartphone, siendo más habitual entre los más mayores (31% de 14 a 17 años, frente a tan sólo el 8% de los de 12 y 13).
  • Los que más mensajes envían son también los que más hablar por teléfono con sus amigos.
  • El envío de mensajes de texto es mayoritariamente un hábito masculino, aunque las chicas más mayores siguen superando a todos y envían en torno a 100 mensajes al día (el doble que los chicos de su edad).
  • Los adolescentes de 14 a 17 años han pasado de enviar una mediana de 60 a 100 mensajes al día dos años después.
  • El número de SMS enviados por los varones ha pasado de una mediana de 30 en 2009 a 50 en 2011.
  • Los chicos de raza negra han aumentado aún más esa cifra y llegan ya a 80 por día.
  • Las aplicaciones de geolocalización como Foursquare o Gowalla o las funciones similares de redes sociales como Facebook o Twitter, son utilizadas por el 6% de los adolescentes: la cifra es más alta entre los propietarios de un smartphone, entre los que llega al 18%, y entre los adolescentes de más edad (sólo el 1% de los de 12 ó 13 años usa estos servicios que permiten compartir su localización).

Fuente: ReadWriteWeb y Pew Internet. Fotografía de educat8n4

También te puede interesar…

twitter facebook Google Google Buzz Netvibes LinkedIn Menéame Latafanera Aupatu Debulla Enchílame Digg it del.icio.us Stumble It! Barrapunto Technorati Fresqui Blinkslist furl ma.gnolia simpy newsvine reddit fark TailRank

Filed under: Privacidad online, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Los padres no siguen los consejos que dan a sus hijos sobre privacidad online

Los teléfonos móviles aumentan las ocasiones para comportarnos impulsivamente con consecuencias potencialmente graves.

Sexting: Message sent... the wrong mail?Según la especialista en seguridad online Parry Aftab, “No importa lo listo/a que seas en la vida real: mucha gente se vuelve estúpida online”. Añade que el factor tecnológico hace que las pruebas de nuestra insensatez permanezcan indefinidamente y que no sepamos nunca todos los sitios a donde han llegado: la comunicación instantánea de este siglo XXI (SMS, sexting, Twitter, e-mail…) genera infinitas oportunidades para los actos impulsivos de consecuencias permanentes. Es decir, la tecnología disemina nuestros errores a escala internacional en cuestión de minutos. De hecho los emails o mensajes en redes sociales son cada vez más usados en procesos de divorcio. Según el profesor de psicología de la Universidad de Minnesota William Doherty, ahora los ex conservan ese tipo de información. Según Doherty cuando sufrimos factores de stress como el enfado, la atracción sexual o los problemas económicos, tendemos a pasar por alto los riesgos pese a conocerlos y cometemos lapsus de juicio.

El problema en el caso de los adolescentes suele ser que no piensan en lo que hacen, o si lo hacen no se dan cuenta de a quién puede llegar, o no les pasa por la cabeza que pueda haber alguien que lo tome o interprete de manera diferente a la suya. O, sencillamente, les importa un bledo.

En el caso de las celebridades y famosos es también frecuente, pero hay quien dice que se trata de un comportamiento aprendido, al estar acostumbrados a cumplir cualquier capricho. Al caer en casos de sextingpuede parecer que su comportamiento es asocial o amoral pero en realidad, ¿no se han comportado siempre así?“, se pregunta Loren Terveen de la Universidad de Minnesota. Es algo aplicable también a personas en posiciones de poder, desde los productores de cine a los clérigos.

Hasta hace unas pocas décadas, la comunicación tenía su lentitud, lo que permitía reconsiderar el tono de enfado de una carta, p.ej. Pero la comunicación cada vez más inmediata va ahora acompañada de un mayor riesgo de comportamientos peligrosos. Por ejemplo, en el caso de los mensajes, ante teníamos los mensajes de voz en los contestadores telefónicos de las líneas fijas, y sabíamos que serían borrados. Pero ahora, los mensajes digitales como los SMS pueden ser reenviados con lo cual pueden no desaparecer nunca.

Doherty advierte que si bien la generación de nativos digitales conoce mejor la tecnología, no se le da mejor valorar sus riesgos. Por otro lado, aunque los usuarios más mayores de estas tecnologías pueden ser menos proclives a enviar p.ej. mensajes de sexting, sí que pueden caer en estupideces análogas como enviar mensajes de email incendiarios a compañeros de trabajo o familiares. Aftab confirma que son frecuentes los casos en que los adultos envían fotos que no deben a ligues de Internet o simplemente haciendo el gamberro bajo los efectos del alcohol. Es una cuestión del uso responsable de la tecnología, como debemos saber usar responsablemente un coche, p.ej. La conocida abogada y experta estadounidense niega que el sexting entre adultos esté aumentando: lo que pasa es que está saliendo más a la luz. Así pues, en lo que respecta la comunicación instantánea, ser más viejo no significa ser más sabio, y los padres a veces no se aplican el consejo que dan a sus hijos.

Aftab lo explica con un consejo que le daba su madre: Nunca salgas de casa sin bragas porque te podría pillar un coche y entonces todo el mundo te vería. En el mundo online debemos aplicar el mismo principio: “Pocas cosas de las que hagamos son privadas de verdad a no ser que estés desconectada de la Red, tu compañero de cuarto no tenga su portátil apuntándote y no estés hablando con nadie”.

Fuente: Star Tribune

twitter facebook Google Google Buzz Netvibes LinkedIn Menéame Latafanera Aupatu Debulla Enchílame Digg it del.icio.us Stumble It! Barrapunto Technorati Fresqui Blinkslist furl ma.gnolia simpy newsvine reddit fark TailRank

Filed under: Privacidad online, , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Vídeos

logo PantallasAmigas Youtube

#EtiquetasSinPermisoNO

Campaña ETIQUETASsinpermisoNO

Cuida Tu Imagen Online

CuidaTuImagenOnline

Denuncia online

Denuncia online

OPML: Menores y riesgos de las TIC

Red Ciberalerta

Este blog forma parte de la red Ciberalerta
Twitter

Ciberalertas en Twitter

¿”Te gusta”? Dínoslo en Facebook

Guía e-Legales

A %d blogueros les gusta esto: